Mindfulness, ahora más que nunca

De la noche a la mañana nos hemos visto obligados a parar nuestras vidas y a recluirnos en casa. Algunos intentando compaginar trabajo en remoto con el cuidado de niños que están nerviosos por no poder salir a la calle, otras personas se han quedado de pronto sin trabajo. Compasión, empatía y amabilidad son valores que hoy, más que nunca, debemos cultivar y sacar a la luz por nuestro bienestar y el de la sociedad en general.

En los últimos días estamos siendo testigos de la histeria colectiva que se está experimentando a nivel global. Podemos ver cómo el egoísmo se expande a pasos agigantados a medida que se van restringiendo las libertades ciudadanas por el bien común. Este tipo de comportamientos trae a mi mente el concepto zulú “ubuntu” y cómo a través de la práctica de Mindfulness podríamos intentar expandirlo en estos momentos por el bien de todos los seres humanos.

Ubuntu, concepto de bien universal

Ubuntu proviene del concepto zulú y xhosa que significa “humanidad hacia otros” o “yo soy porque nosotros somos”. El filólogo y antropólogo alemán Wilhelm Bleek (1827–1875) se encontraba en un pequeño poblado africano realizando diversos estudios de comportamiento a la tribu que lo habitaba. Decidió proponer a un grupo de niños un juego, iba a colgar una bolsa llena de caramelos de la rama de un árbol. Cuando él diese una señal tendrían que salir todos los niños corriendo y el primero que llegase sería el dueño de la bolsa y podría comérselos todos a su antojo. Cuando dio la señal, los niños se buscaron unos a otros, se dieron la mano y corrieron todos juntos hacia la bolsa de caramelos. El antropólogo, quedó sorprendido, preguntó que por qué no habían competido por ella a lo que ellos respondieron:

–¡Ubuntu! ¿Cómo podría uno de nosotros ser feliz si los demás no lo son?

Este razonamiento tan básico parece que lo olvidamos cuando nos dejamos llevar por pensamientos que circulan en nuestra mente como caballos desbocados, haciendo que únicamente miremos nuestro ombligo y se nos olvide que vivimos en sociedad y todos estamos conectados.

Y… ¿qué es Mindfulness?

Mindfulness es la traducción al inglés de la palabra utilizada en psicología budista sati. La traducción al castellano es atención plena, tomar conciencia del momento presente. Mindfulness no es un corriente religiosa. La persona que lo ha hecho popular en occidente es Jon Kabat-Zinn, profesor de Medicina emérito en la Massachusetts University Medical School y creador de la técnica de reducción del estrés a través de la Atención Plena.

Mindfulness nos enseña a vivir el momento presente, a conectar con nuestro interior y con lo que nos rodea, a salir del modo piloto automático en el que solemos estar sumidos. Gracias a esta técnica podemos llegar a ser más amables con nosotros mismos y con los demás, aprendemos a no juzgar, a vivir la vida con aceptación, que no quiere decir resignación, y a ser capaces de ver las situaciones que antes juzgábamos como problemas y fuente de estrés, como oportunidades.

Está comprobado científicamente que cuando somos amables con otras personas se incrementan los niveles de serotonina en nuestro organismo, conocida como “la hormona de la felicidad”. Entre las funciones de esta hormona podemos destacar:

  • Regula la temperatura del cuerpo
  • Regula el apetito y el sueño
  • Hace que disminuya la agresividad y la ira.
  • Hace que el estado de ánimo se mantenga estable.

Si practicamos Mindfulness en estos momentos tan complicados, podemos dejar de ver esta situación del coronavirus desde un punto de vista victimista y comenzar a ser más responsables de nuestra vida preguntándonos qué podemos aprender de ella.

¿Cómo puedes empezar a practicarlo?

Pensarás, “Vale, ahora que no puedo salir de casa para ir a un centro especializado, ¿cómo lo hago?”. Gracias a la tecnología tenemos muchísimas posibilidades de crecimiento personal a nuestro alcance.

Yo recomiendo especialmente la utilización de alguna de las apps que existen ahora en el mercado para smartphones. Soy usuaria desde hace tres años de la app Siente, está disponible tanto para IOS como para Android. Me gusta especialmente porque antes de comenzar es necesario realizar un test de bienestar con la vida, está confeccionado por Psicólogos de la Universidad Complutense de Madrid y en función de los resultados obtenidos, ofrece un tipo sesiones u otras dependiendo de lo que el usuario necesite reforzar en ese momento.

También propone meditaciones conjuntas, otro tema muy interesante, que apoya la idea de que muchos seres humanos meditando con un mismo propósito pueden cambiar el mundo. Existen diversos estudios científicos que demuestran que el poder de la intención puede traspasar fronteras y repercutir a nivel global en el bienestar de nuestro planeta. En este artículo se explica este tema un poco más a fondo.

Esta charla de Jon Kabat-Zinn en la que lideró una sesión de Mindfulness en Google es realmente interesante.

Para finalizar…

Te animo a probar aunque sólo sea por unos pocos días los beneficios de practicar la atención plena. Ahora que vamos a estar por obligación en nuestras casas, por un tiempo indeterminado, nos puede ayudar para tomar conciencia de la problemática existente desde otra perspectiva, y también hará que nos relajemos y aliviemos las tensiones que puedan surgir por estar varios días encerrados en casa con la familia.

También cultivaremos la compasión y la amabilidad y nos daremos cuenta de que debemos llenar menos el carrito de la compra cuando vayamos al supermercado para que haya alimentos para todos.

--

--

--

UX Designer at Plain Concepts dianalopez.es

Love podcasts or audiobooks? Learn on the go with our new app.

Get the Medium app

A button that says 'Download on the App Store', and if clicked it will lead you to the iOS App store
A button that says 'Get it on, Google Play', and if clicked it will lead you to the Google Play store
Diana López

Diana López

UX Designer at Plain Concepts dianalopez.es

More from Medium

Entangled

Help me to make healing simple, easy and accessible to all.

The Work of the Writer is a Brain Stretch and Never Truly Finished